10 consejos para ganar músculo rápidamente

A nadie le gusta esperar mucho por los resultados de su trabajo, por lo que si nos preguntamos cómo lograr rápidamente una figura de ensueño, debemos implementar algunas reglas pequeñas y discretas. 

A continuación se presentan 10 consejos que se deben seguir al desarrollar masa muscular.

1. Elija ejercicios multiarticulares en lugar de ejercicios aislados

La ventaja de los ejercicios multiarticulares es que pones a trabajar más músculos al mismo tiempo que harías el ejercicio de aislamiento.

Al realizar un ejercicio que fuerza el trabajo de varios grupos musculares, podemos permitirnos aumentar el peso, frente a ejercicios para partes pequeñas.

2. Sube constantemente el listón por ti mismo

El peor enemigo del progreso es la fortaleza de los hábitos, resultado de la tendencia natural de nuestro cuerpo a adaptarse a las condiciones ambientales. El progreso solo puede tener lugar si estimulamos constantemente nuestro cuerpo para un esfuerzo extenuante.

Elevar el travesaño no siempre significa aumentar la carga. Puede tomar la forma de alargar la serie, acortar el tiempo de descanso, combinar varios ejercicios en uno e introducir dificultades técnicas, por ejemplo, sostener el peso durante 2 segundos en una fase específica del movimiento.

3. Entrena con alguien que te motive

Si el poder de la motivación mutua fuera una ficción, hace tiempo que los entrenadores profesionales se habrían despedido del mercado laboral. El valor de un socio confiable en el gimnasio es invaluable. Nos proporciona una sensación de seguridad a la hora de asegurar, nos motiva a repeticiones adicionales y al aumento de peso. Pero la ventaja más importante de un buen compañero es el ojo vigilante y disciplinado que evita, por ejemplo, abandonar los ejercicios de piernas o terminar el entrenamiento antes de tiempo.

4. Agregue una comida antes de acostarse con queso cottage o caseína

Una nutrición adecuada es el primer paso para el progreso masivo. Su valor no puede ser ignorado o minimizado, porque sin el suministro de proteínas el cuerpo no es capaz de "producir" más músculos.

El paso más fácil para mejorar su equilibrio nutricional es incluir una comida "a la hora de acostarse" en su dieta para proporcionarle a su cuerpo proteínas de digestión lenta que alimentarán su cuerpo durante toda la noche.

Una buena solución es la caseína micelar, que aporta aminoácidos a los músculos hasta por 7 u 8 horas.

5. Elige creatina

Tomar creatina aumenta sus reservas en los músculos en un 10-30%, lo que contribuye a aumentar la capacidad para realizar esfuerzos de alta intensidad.

Además, el mayor nivel de creatina en los músculos contribuye a acelerar el proceso de regeneración durante los descansos entre entrenamientos, gracias a lo cual se pueden realizar más repeticiones, lo que conduce a mejores resultados de entrenamiento.

El uso de creatina tiene un efecto positivo tanto en el proceso de construcción de masa muscular como en el progreso de la fuerza.

6. Entrena con pesas libres

Las ventajas de entrenar con pesas libres se basarán en una línea argumental similar a las ventajas de los ejercicios multiarticulares.

Las máquinas y los ascensores son dispositivos que deberían ser una especie de complemento al plan de entrenamiento, o una especie de introducción para una persona que no está familiarizada con el entrenamiento de fuerza.

Los ejercicios con pesas libres carecen de la comodidad de estabilizar la posición y, por lo tanto, requieren la participación de músculos adicionales de nuestro cuerpo, por ejemplo, el abdomen mientras se está en cuclillas con una barra.

7. Encuentra a tu ídolo

Vale la pena encontrar una persona que nos inspire y sea un modelo a seguir.

Puede ser una estrella de culturismo profesional, un atleta talentoso o incluso un amigo del gimnasio. Lo más importante es desafiarte a ti mismo y perseguir constantemente tu objetivo.

La ventaja de los ídolos populares son sus entradas en redes sociales y entrevistas, gracias a las cuales podemos hacer un seguimiento de su dieta, entrenamiento o incluso la selección de música para el gimnasio.

8. No tengas miedo de cambiar tu dieta

Una dieta adecuada se identificó previamente como la clave del éxito. En función de nuestra estructura corporal, tipo de entrenamiento y actividad física general, calculamos el requerimiento calórico diario, junto con el aporte adecuado de proteínas, carbohidratos y grasas.

9. Tómate un descanso el día antes de un entrenamiento intenso

El mejor día   para un entrenamiento intenso será el lunes o el martes, dependiendo de cómo pases el fin de semana.

Los músculos y el cuerpo humano están construidos de tal manera que el crecimiento de los músculos se produce durante el tiempo libre, lo que nos obliga a destinar un número suficiente de días para la regeneración.

Algunos entrenamientos son más intensos que otros. Esto puede deberse a la forma en que se organiza el plan, las prioridades de entrenamiento o las predisposiciones personales, por lo que vale la pena asignar el primer día de entrenamiento después del descanso a los ejercicios más exigentes, por ejemplo, pecho o piernas.

10. Sigue los objetivos marcados

Para lograr el éxito, es necesario definir de antemano por qué queremos luchar y cómo implementar estos supuestos.

Publicar un comentario

Artículo Anterior Artículo Siguiente

Formulario de contacto